logo_quasar
logo_quasar
Artículos

Objetivos para 2019

Javier Ortizá

Founder de Quasar Dynamics

30.12.2018

Por primera vez me atrevo a redactar este post de objetivos para el año 2019 motivado por las palabras de David Bonilla, un hombre del que llevo escuchando mucho tiempo pero que he decidido seguir activamente desde hace poco. No sé cómo saldrá este experimento pero allá voy:

2018: un año de contrastes

No tenía marcado un objetivo más allá que el de “sobrevivir” empresarialmente a este año. El final de 2017 no fue para nada bueno y comenzamos 2018 con un importante lastre que motivó mi vuelta a trabajar con clientes con los que realmente no quería trabajar (y seguramente no debería) por el simple objetivo de facturar y hacer frente a los compromisos adquiridos.

Esto hizo que la primera parte del año me alejara del objetivo fundamental por el que en su día decidí montar Quasar Dynamics: disfrutar del trabajo. El trabajo, de nuevo, se convirtió en un compromiso social con el único fin de ganar dinero sin buscar nada trascendental en su desarrollo y, como he dicho antes, alejarme del propósito fundamental de este proyecto.

Por suerte, hacia mitad de 2018 el trabajo realizado los primeros meses del año fructificó en proyectos de envergadura nacional que si bien, tampoco eran el tipo de proyectos que queríamos hacer en Quasar Dynamics, nos sirvieron de impulso para afrontar el año. Bueno, algo es algo.

Quizá sea por la tranquilidad de la facturación, quizá sea porque pudimos dedicar tiempo a mejorar temas internos que teníamos pendientes, el hecho es que desde verano no hicimos más que crecer en cuanto a cantidad y magnitud de proyectos así como de los clientes y esta tendencia no ha hecho más que crecer los últimos meses del año y los primeros de 2019. Ojalá siga así, trabajaremos para ello.

Y con este contexto planteo mis objetivos para 2019:

2019: #StayON

6. Elegir la clase de proyectos que queremos trabajar.

Esta año pasado, por la necesidad de facturación, hemos tenido que desarrollar proyectos poco motivadores tanto por su naturaleza como por sus impulsores. Al final nos ha ayudado a pagar las facturas y, en realidad, nos ha ayudado a alcanzar proyectos que sí que hemos querido desarrollar pero son un trago amargo y seguramente lo único que borraría del año anterior.

5.“Terminar la carrera”.

Ahora mismo me encuentro en pleno tercer curso y cuando acabe 2019 sólo me quedará un cuatrimestre para graduarme, por fin, oficialmente. Mi historia nunca me había permitido esta oportunidad y ahora se atisba que podré cerrar este capítulo pronto. Ojalá. Nunca hubiera pensado ir a curso por año y menos sacar las notas que saco, sin duda, es un regalo.

4. Ponerme en forma.

He hecho la típica acción de apuntarme a un gimnasio caro y pagar por adelantado los primeros 6 meses. Existe un objetivo serio y meditado de volver a estar en forma y obligarme a gestionar mi tiempo (universitario, laboral y personal) de manera correcta. Quizá sólo acabe perdiendo dinero (espero que no) pero al menos disfrutaré el SPA que tiene.

3.Dedicar más tiempo a Quasar Dynamics.

Por culpa del anterior propósito no dedico el tiempo que desearía (y seguramente debería) dedicar a la empresa. Tengo desatendidas todas las tareas principales que un CEO debería desarrollar, todas. Es un desastre. Si no fuera por el equipo que hay no estaríamos ahora mismo donde estamos. Qué suerte tengo.

2.Realizar el primer “Quasar USA Tour”.

Tradicionalmente, todos los años desde 2010, he viajado a Estados Unidos (principalmente Los Angeles) por trabajo. Algunas veces al E3 (evento de videojuegos) y otras combinada con visitar Pixar o Washington. Siempre con motivo de enriquecimiento personal y profesional. Este año, uno de los objetivos más bonitos que tengo es poder hacer ese viaje con el equipo.

1.Permanecer es el objetivo fundamental de este 2019.

Hemos conseguido un equilibrio casi perfecto en la empresa de número de personas y de cualidades. Tengo la oportunidad de trabajar con el mejor equipo humano y profesional que he tenido siempre y quizá gracias a eso hemos acabado el año así. Por tanto, el objetivo es luchar con uñas y dientes por continuar juntos. Volverán mal dadas (espero que no este año) pero si seguimos juntos, es difícil que no acabe yéndonos bien.

Así que, con todo esto, planteo el inicio de año. Un año que ha comenzado infinitamente mejor que comenzó el anterior y en el que tenemos la gran esperanza de posicionar Quasar Dynamics donde se merece en la industria. Sólo el avance de los días nos lo dirá pero por primera vez en nuestra corta historia (un año y medio), comenzamos con tendencia positiva.

Suerte a todos.

  • Share
Compartir